“En el Partido Acción Nacional (PAN), estamos muy tranquilos pues no existen elementos para que se anule la elección, solo los del PRI lo ven así. Nosotros no tenemos nada que ver con el error que Instituto Estatal Electoral salió a aclarar el fin de semana pasado”, así lo manifestó el presidente estatal Paulo Martínez López, referente al computo de la elección a gobernador en el municipio de Rincón de Romos.

En dado caso, dijo, fueron los representantes de los partidos coaligados al PRI quienes no se percataron del fallo al capturar los votos, tanto que firmaron las actas de los cómputos distritales sin manifestar ninguna irregularidad. “Si no se fijaron no es problema de la autoridad, a nosotros no nos hicieron la balona; nosotros si capacitamos a nuestros representantes”.

En este sentido, el líder panista manifestó que “tenemos la certeza de que el tribunal electoral federal ratificará que Martín Orozco será el gobernador de Aguascalientes porque los ciudadanos ya eligieron, votaron por el cambio, y por un gobierno transparente y de resultados”.

Asimismo, Martínez López precisó que el tema no es materia de pruebas para la impugnación y aplaudió que la autoridad electoral haya tomado cartas en el asunto y realizado lo conducente, pero de ahí a que se altere el resultado, lo descartó tajante.

“En el acta del Distrito 1 firman de acuerdo con el cómputo final los representantes del PRI, Verde y Nueva Alianza, sin haber hecho manifiesto u objetado ninguna irregularidad, dentro del conteo final de las actas se contemplan los votos que no aparecieron dentro de la página del IEE.

El conteo final por distrito se hace conforme a las actas por casilla y no por el sistema digital que haya designado el instituto electoral”. Para finalizar, el presidente del PAN reiteró que es responsabilidad del ente electoral aclarar el asunto con las medidas que considere pertinentes pero por nada cambiará el sentido de la votación ni el de la representación proporcional.