Las lluvias no cesan en Texas y Oklahoma. Las autoridades advirtieron el martes la amenaza de nuevas inundaciones en el estado, azotado en los últimos días por un frente de tormentas que se desplaza hacia el noreste y que han dejado a la fecha un saldo de seis muertos, 12 desaparecidos y cuantiosos daños materiales.

Este martes las fuertes lluvias y "significativas inundaciones repentinas" continuaron en partes de los condados de Harris y Fort Bend, en Texas, reportó el Servicio Meteorológico Nacional (NWS). The Weather Channel publicó en su página Twitter unas nueva advertencia para la localidad de Wimberley.Las intensas lluvias aumentaron súbitamente el caudal de canales y ríos.

Las fuertes tormentas e inundaciones que han azotado el sur del país en las últimas horas han dejado al menos seis personas muertas en Texas y Oklahoma, mientras que una decena siguen desaparecidas que están siendo buscadas por unidades de rescate. Además de los tres fallecidos este fin de semana, dos de ellos en Oklahoma y uno en Texas, las autoridades reportaron el lunes otros tres muertos en estos dos estados.

El peor daño causado por las inundaciones fue en Wimberley, donde una casa de vacaciones fue arrastrada en un popular pueblo turístico unicado a lo largo del río Blanco, en el corredor entre Austin y San Antonio.

Univision.com